Naufragio

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

 

 

Naufragio

 

Amarrado, desnudo, hambriento y con frío fui lanzado a una geografía en ruinas.

 

Trozos de tibio aliento resbalan por mi piel, sin mitigar el desamparo.

 

A tientas busco un eco que despierte mis oídos, nada, ni el tronar de un aleteo

 

Las tinieblas dominan los sentidos, se apagó la luz del último sabio.

 

Un ejército de manos vagan sin sentido, amasando sombras, simulando sensaciones, extasiadas en la nada…
narcotizadas de ocio…

 

Mi voz enmudecida ahoga gritos sordos. ¡Mi reino por una carcajada!… nada, solo un susurro mortecino.

 

¿De dónde surgirán los lotos que embellezcan el pantano?

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *